¡Suscríbete ahora!

    Artículos de interés
    Blog
    12 Consejos para Viajar de Forma Sostenible (Sin Dejar de Disfrutar)
    Consejos

    12 Consejos para Viajar de Forma Sostenible (Sin Dejar de Disfrutar) 

    Los viajes sostenibles son algo más que una tendencia: para un número cada vez mayor de viajeros, son una parte importante de la planificación del viaje como la comparación de los precios de los vuelos y la búsqueda de alojamiento. Motivados por la idea de que un planeta tan espectacular merece el cuidado de quienes lo navegan, los viajeros están adoptando pequeñas y sencillas medidas que reducen el impacto de sus viajes al tiempo que protegen los recursos naturales y apoyan las economías locales.

    ¿Cómo calificarías la sostenibilidad de tus viajes? Te contamos 12 consejos para viajar de forma sostenible (como comprar en tiendas locales, desviarse de los recorridos habituales y compensar tu huella de carbono) que te ayudarán a reducir el impacto de tus viajes. Esta generación de viajeros (y la siguiente, y la siguiente) te lo agradecerá.

    Compra a artesanos locales y come alimentos locales

    comer comida local viajando

    Los mercados de agricultores son un gran lugar para encontrar arte y alimentos producidos localmente. Comprar localmente ayuda a la economía y, como los productos no han viajado mucho para llegar hasta ti, contribuye a mantener baja la huella de carbono.

    Apoya a las empresas que apoyen la sostenibilidad local

    Antes de reservar cualquier excursión, pregunta de antemano por el tamaño del grupo (los grupos más pequeños tienen menos impacto), si los guías de las excursiones son locales o cómo el operador contribuye a la comunidad y evita dañar los ecosistemas. Cuando visites el Amazonas, por ejemplo, contrata una empresa turística que ayude a preservar las comunidades indígenas más directamente afectadas por la deforestación.

    Dondequiera que vayas, busca hoteles y alojamientos de propiedad local que composten y reciclen o utilicen fuentes de energía alternativas. Esta lista de operadores turísticos y hoteles respetuosos con el medio ambiente es un buen punto de partida para pensar en cómo viajar de forma sostenible.

    Haz un donativo para ayudar a preservar los lugares naturales e históricos

    En lugar de dejar unas monedas durante tu visita, considera una contribución más significativa. Si vas a irte de excursión a Borneo, por ejemplo, pagar algo más la cuota de entrada al parque nacional o contratar un operador turístico sostenible ayudará a convencer al gobierno de preservar la selva, en lugar de explotarla, es bueno para el negocio y puede impulsar la conservación. Donar a la Iniciativa de Preservación Sostenible (Sustainable Preservation Initiave en inglés) ayuda a las comunidades pobres a aprovechar sus lugares históricos de forma responsable para que puedan ser autosuficientes y tener estabilidad económica que les permita prosperar.

    Evita las actividades que tengan un impacto negativo en el medio ambiente o en la comunidad local

    Como consecuencia del cambio climático, muchas estaciones de esquí de los Alpes Europeos cuya economía depende del turismo de invierno están utilizando en exceso las máquinas de nieve. Por desgracia, estas máquinas sólo contribuyen a la escalada del calentamiento global. Visita los Alpes en verano para hacer senderismo, o busca un destino de esquí alternativo con nieve natural. Si te gustan las atracciones con animales, investiga un poco y visita sólo las que sean verdaderos santuarios con altos estándares.

    Paga un poco más si eso significa tener menos impacto

    Para tu próximo viaje por carretera, alquila un coche híbrido o eléctrico. En tu próximo crucero, prueba un barco más pequeño, que tenga una huella de carbono significativamente menor y produce menos residuos que un monstruo de 6.000 pasajeros. Viajar de forma más sostenible no suele costar mucho más, pero puede suponer una gran diferencia en tu impacto personal.

    Pasa más tiempo en atracciones menos turísticas

    El exceso de desarrollo y la masificación pueden ser tan amenazantes como el cambio climático en los destinos más populares del mundo. La Costa del Sol Española y el complejo de Angkor Wat de Camboya son sólo un par de ejemplos de lugares en los que a huella del turismo podría causar daños irreparables. Busca destinos alternativos. En lugar de unirte a las multitudes en Machu Picchu, visita la similar pero menos conocida ciudad “perdida” inca de Choquequirao. En lugar de Ibiza o Mallorca, vete a visitar Cerdeña o Creta, islas más grandes que pueden recibir más visitantes.

    Ve en bici o utiliza el transporte público en lugar de conducir o pedir un taxi

    viajes sostenibles usando bicis

    Los programas de bicis compartidas en más de 1.000 ciudades de todo el mundo hacen más fácil y barato que nunca explorar destinos urbanos. Conocer un nuevo destino en bicicleta, en transporte público o a pie reduce el impacto y ofrece más oportunidades de interactuar con los habitantes.

    Cambia a un protector solar seguro para los arrecifes y sin oxibenzona

    Las sustancias químicas nocivas de los protectores solares que usan los bañistas y buceadores contribuyen a la destrucción de la Gran Barrera de Coral y otros arrecifes del mundo. La oxibenzona daña el coral adulto y deforma y mata el coral nuevo, reduciendo su capacidad de regeneración. Elije productos sin oxibenzona o usa ropa de protección solar al nadar y bucear.

    Realiza un voluntariado durante tu viaje

    Descubre el destino de tu viaje desde una perspectiva totalmente diferente. Como voluntario, en lugar de como viajero, aprenderás más sobre el lugar que visitas y tendrás la oportunidad de formar parte de la fórmula de sostenibilidad. Considera la posibilidad de participar en un proyecto de conservación o en otra causa que haga vibrar tu corazón. Visita Idealist para encontrar enlaces a algunas organizaciones que puedes considerar para tus vacaciones de voluntariado. Pero asegúrate de que tus esfuerzos de voluntariado serán útiles, no perjudiciales, antes de decidir adónde ir.

    Lleva tu propia botella de agua

    botella agua acero para viajes sostenibles

    Según la Fundación Aquae, los miles de millones de botellas de agua de plástico que acaban en vertederos cada año pueden tardar hasta 1.000 años en descomponerse y desaparecer. Invierte en una botella de agua reutilizable de acero inoxidable para tu próximo viaje. Si el agua de grifo en tu destino no es segura para beber, purifícala con una pastilla purificadora de agua. Otra opción aquí: compra una garrafa de agua más grande para guardarla en tu habitación e ir rellenando tu botella con ella.

    Compensa tu huella de carbono

    Contribuye a una empresa que compense las emisiones de carbono y, en tu nombre, que alguien plante un árbol o contribuya a otro proyecto de reducción de carbono que pueda absorber el dióxido de carbono tóxico emitido cada kilómetro que viajas, obteniendo un total de suma cero. Algunos destinos populares tienen incluso sus propios programas de reducción de huella de carbono.

    No te salgas del camino

    Es tentador pasar por encima de la zona acordonada para conseguir la foto perfecta para tu Instagram. Pero cuando millones de turistas siguen tu ejemplo, el efecto es considerable. Tanto si estás en un lugar declarado Patrimonio de la Humanidad por la UNESCO como en un parque local, preserva la tierra manteniéndote en los senderos marcados. Muchos ecosistemas son tan delicados que incluso un par de pasos sobre la vegetación o un ligero roce con el coral pueden causar daños irreparables.

    ARTÍCULOS RELACIONADOS


    WNDRLST se apoya en sus lectores. Cuando compras a través de los enlaces de nuestro sitio, podemos ganar una comisión de afiliación sin coste para ti. Leer más aquí.

    Deja una respuesta